La casa

 La casa gracioso del siglo diecinueve fue reformada por sus dueños guardando su carácter y detalles auténticos. La casa, el salón, el comedor y los cuartos luminosos y espaciosos con vista al jardín dan mucha privacidad. Las habitaciones están bien mantenidas y limpias. Disfruta de una terraza soleada en un patio amurallada con una belleza de flores y arboles viejos.

Las dos habitaciones encantadoras son bien decoradas. Tienen su propio cuarto de baño con baño y servicios. Las habitaciones son decoradas con detalles bonitos. Una cuna, otras cosas para bebe y una cama suplementaria están a su disposición sin carga. La WIFI, un computador, un aparcamiento y algunas bebidas están a disposición y son gratis.